Project Description

Dulces

Leche
Nevada

Septiembre 5, 2021

Un postre que en general viene cargado con recuerdos y felicidad. Nada mejor que untar una cuchara en ese líquido suave con sabor a vainilla, y esas nubes de merengue esponjoso. ¡Te enseño a hacerlo con un toque distinto! Mi versión lleva frutillas, pistachos y naranja.

Saltar a la receta
Resumen
  • 1 Hora

  • 4 Porciones

  • Carolina Rocco

  • Fácil

Leche Nevada

Amo este postre, ¡me trae muchísimos recuerdos! Y sé que para muchas personas en Chile es así.

Cuando chica mi abuela siempre lo hacía, y yo amaba tomar una cuchara, partir una de esas nubecitas de merengue y untarla en ese líquido dulce con sabor a vainilla y canela. Cuando supo que había hecho leche nevada me llamó para comparar cómo lo había hecho con como ella lo hace, jajaja, así que estuvimos un ratito hablando sobre leche nevada.

Si bien este postre no es originalmente chileno (es francés, se llama “ile flottante”), desde hace muchísimos años que lo adoptamos como típico nuestro, y es muy común encontrarlo en casas a lo largo del país. Es uno de esos postres que nunca va a pasar de moda, y que puede que pasemos un tiempo sin comerlo, pero cuando lo volvemos a comer siempre viene cargadito con recuerdos y felicidad.

Hice este postre para Revista Paula, donde lo enseñé en una clase en vivo para el Club Paula Cocina. Como siempre, quise agregarle mi toque, manteniendo siempre lo clásico del postre pero agregándole detalles distintos a mi gusto, ¡y el resultado fue tan rico!

Este postre tiene como base una crema inglesa, que típicamente tiene vainilla y canela, y luego se hace un merengue francés que se cocina en algún líquido.

En mi caso, quise hacer la crema inglesa con vainilla y naranja. No quise agregarle canela porque encontré que predominaba mucho sobre otros sabores que yo quería resaltar. El merengue lo poché en un almíbar. Para servirlo, le agregué frutillas frescas a la crema inglesa ya fría, y espolvoreé el merengue con pistachos picados y ralladura de naranja finita. Lo decoré con flores comestibles.

La combinación de vainilla, naranja, pistachos y frutillas es taaan tan rica, que de verdad las y los animo a que lo prueben de esta forma. La frutilla aporta muchísima frescura, y combina perfectamente con la vainilla y naranja. Por otro lado, el pistacho le agrega un toque crujiente que contrasta con el merengue esponjoso y suave, y con la crema inglesa que también es muy suavecita.

Hay recetas de leche nevada que llevan maicena. Yo prefiero hacer la mía sin maicena (lo hablamos con mi abuela y ella también la hace sin maicena, jajaja), porque me gusta que sea más liviana y menos espesa, pero si prefieres una leche nevada más espesa puedes agregarle un poco de maicena a las yemas cuando las batas con el azúcar.

¡Cuéntame si haces esta leche nevada! ¿A tí también te trae recuerdos?

¡HOLA!

Soy Caro. Aquí encontrarás un espacio gastronómico para los amantes de la cocina y pastelería que quieren aprender, perfeccionarse, o simplemente disfrutar de ricas, lindas y originales recetas.

Leer más sobre mi

Últimas recetas

Sígueme en Instagram

Leche Nevada

Un postre que en general viene cargado con recuerdos y felicidad. Nada mejor que untar una cuchara en ese líquido suave con sabor a vainilla, y esas nubes de merengue esponjoso. ¡Te enseño a hacerlo con un toque distinto! Mi versión lleva frutillas, pistachos y naranja.

  • Tiempo de Preparación: 1 Hora

  • Tiempo Total: 1 Hora

Ingredientes
Para la Crema Inglesa:
  • 500 ml Leche (idealmente entera para una mejor consistencia)

  • Cáscara de Naranja

  • 1 cdta Pasta o Extracto de Vainilla (o 1 vaina)

  • 120 g Azúcar

  • 4 Yemas de Huevo, a temperatura ambiente

Para el Merengue Francés:
  • 160 g Claras de Huevo (4 Claras aprox), a temperatura ambiente

  • 160 g Azúcar

Para pochar el Merengue (puedes ajustar estas cantidades dependiendo del tamaño de tu olla):
  • 1 Litro Agua

  • 250 g Azúcar

Para servir:
  • Frutillas

  • Pistachos, picados

  • Ralladura de Naranja

  • Flores comestibles

Preparación

Para la Crema Inglesa:

  1. Agregar a un bowl las yemas junto con la mitad del azúcar y batir con un batidor de mano inmediatamente hasta aclarar las yemas. No dejar el azúcar sentar sobre las yemas ya que crearán una costra.
  2. Por otro lado, agregar a una olla la leche, la segunda mitad del azúcar, cáscara de naranja y vainilla y llevar a hervor.
  3. Apenas hierva, apagar el fuego y agregar lentamente un cucharón de la leche a las yemas con el azúcar, batiendo fuertemente con un batidor de mano al mismo tiempo.
  4. Verter la mezcla de yemas, azúcar y leche en la olla con la leche, lentamente y batiendo con un batidor de mano al mismo tiempo. Cocinar a fuego medio por unos minutos, revolviendo constantemente con una espátula de silicona o cuchara de madera hasta que la mezcla espese ligeramente y sea capaz de cubrir una cuchara. Al pasar el dedo por la cuchara, debería quedar bien marcada la línea. No debe hervir, para tener una referencia, está lista cuando llega a los 84ºC.
  5. Preparar un baño maría inverso: un bowl grande con hielo y un poco de agua con un bowl limpio encima. Poner un colador sobre el bowl limpio y pasar toda la mezcla por el colador. Revolver con una espátula de silicona y dejar enfriar completamente.

Para el Merengue Francés:

  1. Agregar a un bowl las claras de huevo y batir a velocidad media-alta. Una vez las claras hayan adquirido volúmen, comenzar a agregar muy lentamente el azúcar, de a una cucharada a la vez.
  2. Una vez agregada completamente el azúcar, seguir batiendo hasta que el merengue esté firme y brillante.

Para Pochar el Merengue:

  1. Agregar a una olla el agua y azúcar y llevar a hervor. Apenas hierva, bajar el fuego para que esté a un hervor muy suave.
  2. Con dos cucharas, ir armando copos alargados de merengue, y ponerlos sobre el almíbar. Cocinar por dos minutos aproximadamente, darlos vuelta y cocinar por 2 minutos adicionales.
  3. Sacarlos del almíbar con un espumador y ponerlos sobre papel absorbente para quitar el exceso de agua.
  4. Repetir con todo el merengue.

Para servir:

  1. Poner los copos de merengue sobre la leche nevada ya fría.
  2. Agregar frutillas cortadas en cuartos.
  3. Agregar pistachos picados y ralladura de naranja sobre los copos de merengue.
  4. Puedes decorar con flores comestibles.
Tips
  • Recomiendo ajustar las medidas del amíbar para pochar el merengue según el tamaño de tu olla. Las medidas del almíbar no es necesario que sean exactas.
  • Hay personas que prefieren pochar el merengue en leche, ¡y eso también está bien!
  • Si prefieres una leche nevada más espesa, puedes agregarle 1 cdta de maicena a las yemas al momento de batirlas con azúcar.

¡Comparte esta receta!

¿Hiciste esta receta?

¡Comparte una foto en Instagram con @caroroccos para poder verla! 💗️

¿Quieres Seguir Tentándote?