Project Description

Dulces

Queque de
Limón y
Amapola

Marzo 12, 2021

¡Una receta para los amantes de los queques! Este queque de limón y amapola es suave, esponjoso y muy húmedo. ¡Lleva un frosting de mascarpone con limón que hace que quede aún más rico! Es una receta para repetir.

Saltar a la receta
Resumen
  • 1 Hora 20 Minutos

  • 8 Porciones

  • Carolina Rocco

  • Fácil

Queque de Limón y Amapola

¡Levanten la mano l@s amantes de los queques! 🙋🏻‍♀️ O budines, como les dicen en otros países ❤️. 

Este queque de limón y amapola es un queque clásico, pero exquisito. Para mí es fundamental que los queques sean esponjosos y húmedos, odio cuando tengo la ilusión de comer un queque y lo pruebo y está seco jaja, muy decepcionante. ¡Lo bueno es que eso no te va a pasar con este!

Este queque es muy suave, esponjoso y húmedo. El queque en sí ya es húmedo, pero queda aún mejor si apenas sale del horno lo pincelas con el glaseado que detallo más abajo. El glaseado lleva jugo de limón entonces además de aportar humedad, realza el sabor a limón. 

Como si fuera poco que el queque ya es riquísimo, yo le agrego un frosting de mascarpone. Si nunca han probado el mascarpone, porfi porfi pruébenlo. Podrían pensar que es similar al frosting de queso crema, pero la verdad es que es muuuy distinto. El mascarpone tiene un sabor y textura más suave, y por lo tanto el frosting también. Tiene una textura taaan suave que casi se derrite cuando lo comes. Además, tiene jugo y ralladura de limón lo que hace que quede perfectamente suave. Se que el mascarpone es caro (al menos en Chile) entonces no es un frosting para hacer todos los días, pero si realmente quieres darte un gusto algún día con un rico queque, tienes que hacer este. 

Lo decoré con rodajas de limón en cuartos y pétalos de flores que echaba mucho de menos y que hicieron que se vieran preciosos. 

¡Anímate a hacerlo!

¡HOLA!

Soy Caro. Aquí encontrarás un espacio gastronómico para los amantes de la cocina y pastelería que quieren aprender, perfeccionarse, o simplemente disfrutar de ricas, lindas y originales recetas.

Leer más sobre mi

Últimas recetas

Sígueme en Instagram

Queque de Limón y Amapola

¡Una receta para los amantes de los queques! Este queque de limón y amapola es suave, esponjoso y muy húmedo. ¡Lleva un frosting de mascarpone con limón que hace que quede aún más rico! Es una receta para repetir.

  • Tiempo de Preparación: 25 Minutos

  • Tiempo de Cocción: 55 Minutos

  • Tiempo Total: 1 Hora 20 Minutos

Ingredientes
Para el Queque:
  • 125 g Mantequilla sin sal, a temperatura ambiente

  • 170 g Azúcar granulada

  • Ralladura de 1 Limón

  • 2 Huevos

  • 180 g Harina sin polvos de hornear

  • 1 cdta Polvos de hornear

  • 30 ml Jugo de Limón

  • 60 ml Leche

  • 1,5 Cdas Semillas de Amapola

Para el Glaseado:
  • 125 g Azúcar flor

  • 125 ml Jugo de Limón

Para el Frosting de Mascarpone:
  • 150 g Mascarpone, frío

  • 150 ml Crema para batir, fría

  • 100 g Azúcar flor

  • 1 cdta Extracto de vainilla

  • 1 ½ cdta Jugo de Limón

  • Ralladura de 1 Limón

Preparación
  1. Precalentar el horno a 170˙C. Preparar un molde de queque rectangular con papel mantequilla. Si tienes un molde de queques individuales también puedes hacer 8 mini quequitos.
  2. En un bowl, con un batidor, cremar la mantequilla con el azúcar y ralladura de limón.
  3. Agregar los huevos de a uno y mezclar sólo hasta incorporar.
  4. Mezclar la harina con los polvos de hornear e incorporar a la mezcla anterior con una espátula de silicona, con movimientos envolventes.
  5. Agregar el jugo de limón y la leche e incorporar con la espátula de silicona.
  6. Agregar las semillas de amapola y mezclar.
  7. Hornear por 45-50 min o hasta que al insertar un palito de madera, este salga limpio. Si haces mini quequitos, hornear por 25 minutos.
  8. Hacer el glaseado: mezclar el azúcar flor con el jugo de limón con un tenedor. Apenas el queque salga del horno, con un pincel de cocina o cuchara pequeña, agregar el glaseado a la parte superior del queque, esperar que se absorba y agregar más hasta agregarlo completamente.
  9. Desmoldar una vez frío.

 

Para el Frosting de Mascarpone:

  1. Agregar a un bowl todos los ingredientes y batir a velocidad media hasta conseguir una consistencia firme, pero aún suave. No batir en exceso ya que la crema se puede cortar.
  2. Con una manga de pastelería con una boquilla redonda, o con una cuchara, decorar el queque con el frosting.
  3. Puedes terminar de decorarlo con pétalos de flores comestibles, ralladura de limón y rodajas delgadas de limón partidas en cuartos.
  4. Mantener refrigerados.

 

Tips
  • Recomiendo muchísimo que hagas el frosting de mascarpone. Es exquisito y tiene un sabor y textura muy suave. Si no encuentras mascarpone, podrías hacerlo sin frosting, o hacer un frosting de queso crema (aunque el sabor es muy distinto). Si haces un frosting de queso crema, le agregaría igual la ralladura de limón. Puedes encontrar la receta de ese frosting aquí.

¡Comparte esta receta!

¿Hiciste esta receta?

¡Comparte una foto en Instagram con @caroroccos para poder verla! 💗️

¿Quieres Seguir Tentándote?