Project Description

Dulces

Scones
de Frutilla
y Queso Crema

Abril 26, 2021

¡Scones al estilo "Strawberry & Cream"! Estos Scones llevan en la masa frutillas y queso crema, y una vez horneados les agregamos un glaseado de queso crema encima, mientras siguen tibios. Ideales para comer acompañados de un té o café en la tarde.

Saltar a la receta
Resumen
  • 1 Hora

  • 12 Porciones

  • Carolina Rocco

  • Fácil

Scones de Frutilla y Queso Crema

Tenía muchísimas ganas de hacer una versión distinta de scones porque los amo, y porque son tan fáciles y rápidos de hacer. Se me ocurrió hacer una versión “strawberry & cream”, y agregarles a la masa frutillas y queso crema, ¡y quedaron taaaan ricos!

Son especiales para comer en la tarde, acompañados de un café o un té, para tomarse un tiempo para relajarse y descansar. Se pueden comer por sí solos, pero quedan muy ricos tibios, partidos por la mitad, con mermelada o mantequilla.

Lo mejor de todo es que son muy fáciles de hacer, ¡y en 1 hora los puedes tener listos! Así que no tienes ninguna excusa para no hacerlos jajaja.

Yo los hice usando frutillas en almíbar, pero también se podrían hacer usando frutillas frescas.

¡Anímate a hacerlos! Recuerda que también tengo una receta clásica de scones, por si la quieres ver. La puedes ver aquí. 

¡HOLA!

Soy Caro. Aquí encontrarás un espacio gastronómico para los amantes de la cocina y pastelería que quieren aprender, perfeccionarse, o simplemente disfrutar de ricas, lindas y originales recetas.

Leer más sobre mi

Últimas recetas

Sígueme en Instagram

Scones de Frutilla y Queso Crema

¡Scones al estilo "Strawberry & Cream"! Estos Scones llevan en la masa frutillas y queso crema, y una vez horneados les agregamos un glaseado de queso crema encima, mientras siguen tibios. Ideales para comer acompañados de un té o café en la tarde.

  • Tiempo de Preparación: 30 Minutos

  • Tiempo de Cocción: 30 Minutos

  • Tiempo Total: 1 Hora

Ingredientes
Para los Scones:
  • 530 g Harina sin polvos de hornear

  • 25 g Polvos de Hornear

  • 130 g Mantequilla sin sal, fría y en cubos pequeños

  • 2 Huevos, a temperatura ambiente

  • 130 ml Leche, a temperatura ambiente

  • 80 g Azúcar

  • 200 g (1 tarro) Frutilla en Almíbar (drenadas, pasadas por un colador)

  • 100 g Queso Crema frío, cortado en cubos pequeños

  • 1 Huevo, batido (para glasear)

Para el glaseado:
  • 100 g Queso Crema, a temperatura ambiente

  • 50 g Azúcar Flor / Impalpable / Glass

  • 1 cdta Jugo de limón

  • Almíbar de las frutillas, para teñir

Preparación

Para los Scones:

  1. Precalentar el horno a 180ºC. Preparar una bandeja de horno con papel mantequilla o mat de silicona.
  2. En un bowl grande, cernir la harina junto con los polvos de hornear.
  3. Agregar la mantequilla fría (cortada en cubos pequeños) y con las manos, frotar la mantequilla con la harina, hasta conseguir una textura arenosa y no queden trozos de mantequilla grandes. Puedes ir usando las yemas de los dedos.
  4. En un bowl aparte, agregar los huevos, leche y azúcar y batir ligeramente hasta que estén bien mezclados.
  5. Agregar la mezcla con los huevos al bowl con la harina, y comenzar integrando con una espátula de silicona o cuchara de madera, agregar las frutillas (laminadas), el queso crema, y terminar de integrar bien utilizando las manos o una raspa, cuidando no amasar para no desarrollar el gluten.
  6. Traspasar la masa a un mesón ligeramente enharinado, y estirarla de modo que quede redonda y 3 cm de altura. Enharinar un cuchillo, y hacer cortes a la masa como si fuera una pizza, de forma que queden triángulos. Idealmente no muy grandes.
  7. Poner los scones sobre la bandeja de horno preparada, separados entre ellos ya que crecerán en el horno.
  8. Batir ligeramente el huevo del glaseado y pincelar sólo la superficie de cada scone.
  9. Llevar los scones al horno precalentado a 180ºC por 30 minutos, o hasta que veas que están ligeramente dorados.

Para el glaseado:

  1. Agregar a un bowl el queso crema y mezclar con el azúcar flor utilizando una espátula de silicona, hasta integrar. Agregar el jugo de limón, mezclar, y agregar del almíbar de las frutillas, de a 1 cdta a la vez, para teñir ligeramente el glaseado.
  2. Puedes esparcirlo sobre los scones tibios ya horneados, o traspasarlo a una manga de repostería, hacerle un corte pequeño en la punta, y manguear el glaseado sobre los scones tibios.
Tips
  • También puedes usar frutillas frescas en vez de frutillas en almíbar. En ese caso usaría 500 g de Harina en vez de 530 g.
  • ¡Sírvelos tibios! Puedes partirlos por la mitad y agregarles mantequilla y/o mermelada

¡Comparte esta receta!

¿Hiciste esta receta?

¡Comparte una foto en Instagram con @caroroccos para poder verla! 💗️

¿Quieres Seguir Tentándote?